Que pasa si

¿Qué son los multifondos que administran las AFP?

Te lo explicamos. Los afiliados al sistema, tú entre ellos, pueden tomar algunas decisiones sobre sus ahorros. Una es elegir el nivel de riesgo con que la AFP invierte tu dinero. Para eso existen cinco fondos que se diferencian, precisamente, por ser más riesgosas (los fondos A y B), de riesgo intermedio (el C), o más conservadores (D y E).

Tú puedes distribuir tus ahorros hasta en dos de esos cinco fondos. Por ejemplo, la mitad en el A y la otra mitad en el C. Si no eliges, el sistema te asigna por defecto a un fondo según tu edad. Ahora bien, para decidir eso no es necesario que seas un experto en economía, pero sí debes conocer tu perfil de riesgo. Esto implica tener en cuenta tu edad, pues mientras más joven eres, más tiempo tienes para que tus ahorros acumulen ganancias invirtiendo en los fondos más riesgosos, y en caso de una eventual caída, también habrá tiempo para una recuperación. Sin embargo, cuando estás en torno a los 45, debes pensar en comenzar a migrar a fondos de riesgo intermedio o bajo.

A partir de los 56 años, en el caso de los hombres y de los 51 años en el caso de las mujeres, esos afiliados no podrán destinar sus ahorros previsionales al Fondo A (más riesgoso)