Que pasa si

¿Qué pasa si soy extranjero: tengo acceso a salud?

Si eres extranjero/a y cuentas con cédula nacional de identidad, gozas de los mismos derechos que cualquier chileno y, por tanto, puedes acceder a salud. Esto, ya sea incorporándote a Fonasa o a una isapre.

Ahora bien, si eres extranjero y no tienes cédula nacional de identidad, eres considerado como un particular sin previsión, a excepción de dos casos:

  1. Que seas mujer embarazada, situación en la que recibes una visa temporaria que permite obtener atención gratuita en la red pública.
  2. Que seas menor de 18 años y estudies en un establecimiento reconocido por el Estado.

Ya cumplí los 65 años. ¿Puedo ser carga de salud?

Sí, puedes. Pueden ser carga todos los ascendientes mayores de 65 años, como padres, abuelos o bisabuelos que no tengan renta y vivan a expensas del asegurado. Asimismo, la madre viuda puede ser carga de un hijo sin requisito de edad, siempre que no reciba ingreso alguno y viva a expensas de ese hijo/a.

¿Qué pasa si no tengo para pagar lo que me corresponde en el copago?

El Fondo Nacional de Salud (Fonasa) cuenta con préstamos médicos que permiten financiar una parte o la totalidad del valor del copago, tanto de los Programas de Pago Asociado a Diagnóstico (PAD) como de adquisición de prótesis, hospitalización o urgencias, a condición de la existencia de un certificado que acredite la condición de riesgo vital, tratamientos psiquiátricos y radio y quimioterapia. Este crédito se cancela en cuotas mensuales, iguales y sucesivas. Se reajusta de acuerdo al IPC mensual.

¿Tengo derecho al Auge/Ges si soy pensionado y estoy exento de cotizar el 7% del ingreso imponible para salud?

Sí, tienes derecho al Auge/Ges estés o no exento de cotizar el 7% del ingreso imponible para salud. La única diferencia entre quienes se eximen de esa cotización y los que no, está en que el Estado asume el costo de aquellos que no cotizan. Si eres beneficiario de Fonasa y tienes 60 años o más, se te garantiza gratuidad en toda la red pública de salud. Si bien las prestaciones son las mismas para todos, en el caso de estar afiliado/a a una isapre deberás costear el copago.

¿A quiénes favorece la eliminación de la cotización para salud, del 7% del ingreso imponible?

El beneficio es para los pensionados/as del Pilar Solidario que reciben la Pensión Básica Solidaria de vejez o el Aporte Previsional Solidario de vejez. Esas personas están exentas de la cotización de 7% del ingreso imponible para salud, pero conservan el derecho a libre elección y bonificaciones de acuerdo al nivel de atención Fonasa. También se eximen de esta cotización aquellos que, sin pertenecer al Pilar Solidario, son pensionados de AFP, de compañía de seguros, del Instituto de Previsión Social (IPS), de la ley de Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales o de la ley de Reparación de Exonerados Políticos, que tienen más de 65 años y que son parte del 80% más vulnerable de la población.

En el caso de los afiliados a isapres, el Instituto de Previsión Social (IPS) transfiere los fondos a las entidades pagadoras de la pensión. las que harán las respectivas cotizaciones de salud. Si tu plan es mayor al 7% de tu pensión, y deseas mantenerlo, debes asumir la diferencia.

¿Puedo atenderme en el sistema privado de salud si recibo la Pensión Básica Solidaria?

Si eres titular de una Pensión Básica Solidaria (PBS), sea por vejez o invalidez, puedes acceder a salud en la modalidad de libre elección. Es decir, te puedes atender en centros de salud y clínicas privadas a través de la compra de bonos de atención médica. De todas formas, al tener PBS podrías estar clasificado en tramo B, lo que significa que recibirías atención gratuita en la red pública de salud.

¿Qué es y para qué sirve el sistema de salud?

Es un mecanismo que protege a las personas ante las contingencias de salud común, como una enfermedad o embarazo. Su administración puede ser pública, por medio de Fonasa. En este caso se financia con el pago de la cotización de todos los trabajadores/as, que asciende al 7% del sueldo imponible, y con aportes del Estado. La administración también puede ser privada, a través de las isapres, la que es financiada con la cotización de cada trabajador según el valor del plan contratado.

Al cotizar para salud puedes acceder a beneficios como atención médica y rehabilitación, libre elección, licencia médica y subsidio por incapacidad laboral, pre y posnatal maternal y parental.